Estoy en un momento dulce…/

Estoy en un momento dulce.../      xx
          -agrio, quizás después-
cuando lo eche de menos/o más falta me haga...

Recuerdas el tamaño de un hombre...  su olor
el sabor/
el saber de sus pupilas en el  aire que ascendió.
     Yo estaba sin deseo 
pero no era así...
y de cómo elegí no saberlo.

-¿Cuándo te dejarás ser/saber más de ti?   
Desde dentro... 


P.D.
Renunciamos a los labios/ ideales como pago
       o castigo hacia el mundo de la tranquilidad.
Nada es menos irremediable que decidirte...
sólo es dar un paso al frente
más allá de las lunas de Orión/-el cazador- ¡Yo.

Ya sé que en la órbita de los elementos de deshecho
lo perecedero y lo espiritual van juntos/
                                    -todos a destrío-
                 en esa arquitectura/muro de frontera
-entre la carne y el hueso del pensamiento-
abismo sin límite que nos espera al otro lado...
¡Demasiado vértigo!
que conquista la quietud que lo ganó/ con el gozo 
                             de ver al enemigo vencido
                      y ahora no sabemos que hacer...

El centro del mundo/su gravedad es tu corazón 
y en el interior de las cosas hay un latido 
que le debes/
que le pertenece.
No te dejes engañar por él 
y devuélvete al que siempre has sido... y lucha/
                 -en esta pecera/pelea a muerte-
           ...no dejes que tus ojos lo vean desnudo
-desflorado/en cueros vivos-
siempre hay una razón para todo/un comodín casi divino
débil hada verde que te salvará
de la jugada... Te lo aseguro.

El exterior acecha para aniquilarnos/quitarnos del trono
-rey de todo lo que existe-
el sol de poniente nos amenaza 
            y la vida sonríe...
    Y tú pensando en las musarañas como un truhán/
-tiburón de marmotas- esperando que te despierte 
el final del invierno...

-Sí, mi sitio web/esa batalla con las letras
que mi alma de alas rotas emborrona
al querer salir y escapar... 
                               -quiere aterrizar-
en el tejado del nuevo corazón emergente del caos.

Mucho antes de entregarte preferí prohibirme
de la lengua sayón y de la escritura cautivo
pero entonces tu planeta ya no estaba
y me quedé vagando por el vacío de la nada
de tanta candidez inmisericorde...

A veces digo tonterías más grandes que yo
pero todo lo hacía por ti...
y llegar al saber...
Hay días que la razón enloquece con tanta lógica/
   y la camisa de fuerza se me está quedando pequeña.

No me pidas la perfección/ ¿acaso soy yo
                         el que buscas...?
Pasa de mí!
De verdad... noto la necesidad de olvidarme
de no saber escribir/ -al menos mejor de lo que lo hago-.
Este mundo es un infierno de papel.
Me tengo "aborrecio..."

No desesperes... pichón¿!
No hay nada mejor que lo que te venga en gana... -hacer-
          y no le hagas caso a ninguno, -nadie sabe 
una leche-.
Ni siquiera tú/
por eso, hagas lo que hagas... seguro que aciertas.

-Ya, pero te he dicho que me dejes en paz... ¡vale¿?
estoy recomponiendo el puzzle/-rompecabezas
del berzotas- 
que tenemos ahí tirado/sentado a las puertas del cielo!!
Como Led Zeppelin...

* Publicado anteriormente 24/08/18


4 comentarios sobre “Estoy en un momento dulce…/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s