Un jinete noble

 

Un jinete noble         x
no monta una jaca alocada...
ni espuelas como misiva,
ni cueros de arrogancia.
Espera al amparo/
escondido en la dársena,
a que la nave maga
se zambulla en su cala.

Y cuando llega...
templado galopa
más sólido en la hogaza
esculpido por su tardanza;
-como nube de seda
que peregrina danza
y en la pita más erizada
anida clavando sus alas-.

Pero cuando la yesca de tu voz
prende en brasas...
trenzan cristales de hollín
en la techumbre de tus entrañas
y ofuscadas ven malograr
el latir que callaban.

Ahora orzas bermejas cuajan
el laurel con balas de baba
como legiones joviales de lujuria
de llantas/tiznes ensartenadas.
Hasta cubrir con capuchas de lino
el aljibe de palabras;
...donde una moneda no paga,
ni la arena que las sepulta
de una oquedad a otra
de tu calavera temporalizada.


6 comentarios sobre “Un jinete noble

  1. …Y habrá de cuidarse, y mucho, de los innobles e indignos jinetes que se montan en lo que se tercie y no tienen miedo a mancharse de barro, todo, antes de bajarse de la burra; y ataca y ataca, con la vox y con la jaca, jerezana o vieja penca que no hay por donde agarrarla., marcha hacia atrás y hacia alante

    Le gusta a 1 persona

      1. Cuando hablas de “esperpento” me imagino que no te refieres a tu poema (que en modo alguno me lo parece) sino a mi disgresión, desde luego esperpéntica, al respecto. y por si provocaba que pusieras pie en tierra, pero se ve que tú si eres un caballero.
        Saludos

        Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s