Hoy volveré…

Hoy volveré...          xx+
De tantas melodías,
encadenado estoy.
De tantos suspiros,
gimiendo voy.
De tantas ganas,
cansado me tengo...
Me tengo que tener
y aquí estoy.

Mañana iré...
De tanto andar,
perdido estoy.
De tantos caminos,
confuso voy.
De tantos intentos,
rechazado fui...
Que no voy
y quiero ir
y al final vengo.

Ayer fui...
De tonto pensar,
aturdido estoy.
De tanto decir,
equivocado voy.
De tanto querer,
olvidado me quedé.

Me riñen
tanto en lo bueno
como en lo malo.
No sé
ni lo que hago
hice o haré.
Porque seguro que volveré
a ir donde estoy.
Porque yo soy aquel...
por el que he comenzado.

P.D.
Estamos en bucle...
-palabra de moda-
Somos río... 
-palabra vieja-.







Voy saltando

Voy saltando de Rocinante al borrico de Sancho...   xx?
                                 -tras ellos-.
Como el lisiado del Señor de los Anillos
o el jorobado de Notre Dame.

Soy su carga, cara oculta de la moneda
y la sienten...
¿La notas tú también, verdad?
No les deseo ningún mal, ya que todos estamos 
                     igualmente sentenciados/

Les he oído, lo han hablado/comentan, porque los escucho 
y espío... -comulgo con ellos-.
Al Dios de la ilusión y a su escudero.
Sin modificar para nada la ruta del Quijote
sigo a lo mío 
y continúo con su lectura...

-¡A callar! 
Los acostumbrados se resignan/intuyen entre sí... ambos.
La dualidad: bueno/malo, inteligente o necio 
te ha hecho presa...
Hay que borrar las huellas del polvo de nuestro camino.
          ¡No arrastres los pies!, ¡eres idiota!

Oigo sus voces en eco, bajo el catre/somier en la posada.
Y los planes, los siniestros planes 
de un grupo de niños -ancianos aventureros- 
                diminutos muñecos bajo el colchón... 
                que les imitan mientras se pelean
se han caído/desprendidos del sueño.

Me piensan atar de manos y pies a la cama.
Me tientan, me quieren de rehén virtual/espiritual
vertebral de su cerebro.
       -No puedo dormir desde entonces-.
Abro y cierro los ojos esperando que la imagen cambie...
pero está todo a oscuras/-dentro y fuera-.

Hay quienes regresan hasta el fin.../final de sus días 
          arrieros, cómplices/compinches de sí mismos.
Entre la lucidez y las sombras, 
borrachos de la sed de ser y sentirse humano/
amados por la caridad del otro...
Y esperan sentados a la puerta del tiempo/templo 
                                         alguna limosna.

Otros en cambio, -como yo- 
se confirman/conforman con las migas de oro
                        que se cuela entre las tablas 
de esta nuestra ciudad sin ley/de Lee Marvin 
y Clint Eastwood,
...como estrella errante con mi saquito/petate al hombro.
Y me despierto en mitad de la noche/abrazado al sueño, 
y entonces lo veo...
                           y no es verdad.
        Soy Arnold Schwarzenegger en Depredador.

-¡Jo!, ¡cuántos "yo" juntos, qué risa...!







 

 

 

 

No todas las noches

No todas las noches sufrirás          xx
la inclemencia tributada
por las garras feroces
que quieren estrujarte/aprisionarte
y romperte a jirones...

Casi todas las noches
viajarás vagabundo, 
liberado del viejo tiempo
que no pudo ser... y te aborda
como una musa/muda invisible
inviable.

Puede que te rompas el espinazo
o el esternón con su tibio abrazo.
Puede que te vuelvas del revés
como momia deshilada
en mitad del desierto.

Pero pronto la mañana llegará
y te inundarás de ella flotando 
entre los colchones salvavidas 
ciego de un sol de plata/plástico...
Todo será sonrisas,
todo será amable y guapo.

Incluso los edificios de las esquinas
que tuercen las calles,
esas que no viste al levantarte.
En las que tantas veces caíste
o te resbalaste...

Esas que te tragan
por los ojos de sus desagües,
esas que te escupen y devoran
desde los andamiajes que montaste...
esos que luciste girasol y vil piltrafa.
Se pondrán derechas y firmes,
en cuanto tú se lo mandes.

P.D.
Somos
de nuestro deber una obligación...
de los actos la esencia/
de la vida su muerte,
del alma su fuga.
Somos tan libres/o felices 
como lo sintamos... 
-Hacer es ser-.

Hay un día crítico/

Hay un día crítico/ no siempre       xx?  
ni tiene que ser muy a menudo... 
              -cada equis periodo de tiempo-
               en el cenit de la balanza. 
En el que los acontecimientos te empalman/aplastan 
y empalan atravesándote 
-de abajo arriba- 
hasta detenerse en el hueso cóncavo
puntal fetiche de la batalla... 
             -Tu pobre y desmadejado/hueco craneal
             al intentar coger el sueño-dormir-.
 
Mientras el goce reposa ya tumbado en la losa manuscrita 
de tu destino/-cama angustiado-
los cuervos, medio descompuesto ya... 
te van sacando los ojos de sus cuencas/órbitas 
tirando de los hilos/
y los echan al aire a navegar juntos, -a volar/rotar-
                                        Pero esta vez 
en medio de la palanca/parábola de la galaxia 
a lo nunca llegas...

Navegando a través de planetas/placentas  
                                      inimaginables
y de un sopor inconcebidas pretéritas, -como latigazos-
serpientes rodeando el cáliz/árbol de tu cuerpo,
cuenco del veneno 
que el mundo te ha hecho beber... y no digieres/

Ajustando las sabanas de la carne y de tu alma al colchón
                    con el vaso de cicuta/agua en una 
y las pastillas-
pistola en la boca del perro guardián
-vigilante del cementerio-
...esperando a la puerta de tu casa 
           porque huele a muerto/

Noto como me corroe/recorre en mitad del duelo/
de este sueño 
un aire extraño 
en esta noche, -final del plácido verano...-
          como si estuviera despierto
            y a otro yo a mi lado
por el que rezamos juntos/ 
-insomnio tipo/a lo Kafka-.

-Praesente instable cavene perdas hoc tum (cuídate 
               de no perder el presente inestable).
¡Ya! Ahora...


Soy una imagen

Soy una imagen viviente           xx
en el mar de la duda...
Entre tinieblas reflejo
la pasión y la locura.

Destellos calculados
de fotos fijas/
que en los espejos respiran
diciéndome cuál es mi fisonomía.

Tengo con mis ideas
luchas perdidas
de batallas cruentas
en el brazal de mi hombría.

Sufro desde el bancal de grama
hasta la discoteca del alma
y nada me satisface más
que saber que no soy nada.

Pues yo no soy yo,
ni tú... eres tú.
Somos sombras del ayer
en pantallas de proyección
a todo color y muy natural
que te engañan
y  te crees de verdad.

P.D.
El alma que susurra en el interior
de la mezcla cuerpo-cerebro
es lo único que nos diferencia
como un soplo en el viento...

La luna pálida/

La luna pálida/ la tierra se agrieta,    xx+
                  el mar que se abre  
                            el sol en llamas
 -porque no aguantas más...-.

Me gusta andar a tientas, con los ojos vendados
     y escuchar la salva por los fallecidos en combate
     en el campo santo,
al otro lado de la colina/calima...
Y que me bese en la nuca el vaho del ánima/
de cada uno de los fusiles todavía ardiendo/sedientos,
    con un proyectil en la recámara... 
-por si acaso-.

-¡Bah!...
Vuelve a poner/coloca la luna y a los otros en su sitio
y déjate de chorradas...
Descansemos juntos de las ganas/del agobio
del desasosiego.
¡Perroflauta!
Que eres un lindo pulgoso, -sarnoso-.

           ¡Y corta el rollo de una puta vez...!
      ¡Huevón/gonorrea, tripa de manteca/pendejo!
¡Joder...!, 
ya no me quedan más insultos.

Eso está bien, ven/ 
            oremos... 

 

Caminarás con tantas prisas…

Caminarás con tantas prisas...               xx?
que no se podrán volver a recorrer tus pasos
  en los mismos días que empleaste en darlos.

       Conocerás tantas emociones...
que no habrá imágenes en el Universo
capaces de volver y hacerlas realidad.

Volarás/navegarás entre tantas sorpresas
que nunca sabrás que pasó 
con la última y más nueva que dejas...

Recorrerás tantos cuerpos
que se olvidarán tus manos
qué hacer... 
qué han hecho 
con cada uno ellos.

Morirás tan deprisa...
como las noticias de la tele,
como las chanclas de un borracho,
como los tacones de un enano,
como las manos de un huertano,
como los besos que no se han dado,
como los sueños de una noche de verano,
como el alma,
...esa que nunca has encontrado.

-Y el Él, ¿sigue sin echarte un cable...?
Sé lo que pretendes... y te gustaría, pero no/

Detrás de las ventanas/

Detrás de las ventanas/ojos...    xx?
¡“Joder”!       
Cuánta vida fresca y nueva hay que desconozco.
           ¿Cuántos tipos de molde/modelos de envidia 
                            puede uno tener, Señor...?
 
Le doy vueltas y más vueltas, -súbdito de mí-. 
Es fuerza/atracción que me pone alas... lo noto, 
                       como si fuera a despegar.
Porque sea viejo no estoy vencido. -Me digo.
Puedo seguir señando... o qué¿?

-¡Evítame si quieres corazón, pero escucha... 
veo tu luz, ¿oyes La Voz? Te puedo salvar.
Estoy atrapado/déjalo, no te comprometas/preocupes...
       Son cosas de la edad que te hace presa 
       como un tornillo/tormento desgarrando, 
descuartizando/desvalijado ya el cerebro.

En lugar de verlo todo más claro, es justo al revés.
Sé que algún día, -cuando menos me lo espere-
todo esto terminará... 
¡seguro!
Soy un plasta, -prototipo de humano fallido-
que se desajusta/desmonta/
desmorona con sólo su resistencia centrípeta...
                   con el dedo acusador en el pecho!
Ya he sufrido un par de avisos, 
-como en las corridas de toros-.
Todo lo que empieza debe de tener un final... 
                                 ¡Eso dicen!

-¿Pero descontento de qué, ¡no te quejes hombre...!?
A veces el futuro sufre un accidente... -no seas bobo-.
 Ven... pasa un rato más conmigo, tengo chocolate/
                  y todavía está el pan caliente.
         
¡Y dale que te pego...!
¿Es esa tu intención/la estrategia que piensas seguir?
-No, ni te la imaginas...
pero sé que eres goloso y te gusta mucho el pan.


Cuando del silencio

Cuando del silencio salen frescos aromas             x?
de bellas imágenes que agitan mis nervios
se rompe la sed que mecía mi cuerpo
y desde el suelo empiezo un nuevo remiendo
en el descosido que escruta 
el resucitado lamento.

Es un croar en las charcas del sol,
un brillante haragán en las capillas 
a punto de cerrar,
un desabrochado botón del latir que no obedece,
un acné espiritual en la yema que no crece.

Es la eterna elevación al cielo
de tu azotea dantesca...
donde navegas, tiritas y modelas
sin timón, sin remos, ni velas.
-¡Estás poseído amigo!

P.D.
El pensamiento
es el mayor/mejor manipulador de los sentidos.
Los adultera y maneja a su antojo...
en un intento de darle solución,
respuestas a todo.


 

 

Nada de todo esto

Nada de todo esto ocurre/existiría      xx
                      si no lo escribo.
Hágase la luz, 
pues la oscuridad ya estaba...
¿De qué otra manera puedo asegurarme 
y demostrar
que esto no es un sueño...
       un maldito engaño?

Escribo como si todo valiera, y eso no es.
-Invita a la perplejidad/confusión, 
¿cierto?...
¡Tengo tantos/tan grandes proyectos para ti,
                                          mi yo!
-"Diario de un suicida... por ejemplo-

-Hablando de la muerte/ me ha pedido un autógrafo, 
-en la presentación de nuestro libro-, ¿lo sabias?
¿Por qué no bailamos ahora después con ella?   
      ¡Venga, ven...!

No, no la escuches, te seducirá con su cuerpo/vestido
o en su vértigo. 
Hagamos mejor las maletas/recoge
        vayámonos de aquí, rápido/ que ya nos conocen...
-y no te olvides de pagar las copas-.

¡Os quiero chicos, ha sido divertido!   
-Oye, que nos tiene apuntados en su agenda/
                               carné de baile...!?  

¡Corre!!!  

P.D.
Escribir es una muerte anunciada.