Si mi obligación

Si mi obligación es hacerme ver          xx
para que me reconozca real o imaginado...
nunca coincidiré con ambos a la vez
en el cruce de que la suposición se produzca.

Todo cuanto hay en mí es prestado.
Todo cuanto desconozco me es ajeno.
Todo cuanto alcanzo.../ se desvanece nada más tocarlo.
Todo cuanto anhelo está perdido para siempre.
Todo cuanto atesoro es mi culpa y ruina...
Todo cuanto la especie me ha dado, empobrezco/
Tanto lo bueno como lo malo que conozco,
apenas resulta un sencillo uñetazo/arañazo
en el telo/hilo de seda/vuelo de la crisálida
                                  nada más nacer...

P.D.
Nunca sabemos de nuestro verdadero sitio...
el lugar justo al que pertenecemos
y somos de su dueño exclavos/
La sustancia, el vapor de cada pensamiento
se disuelve/desvanece a penas ve la luz
en contraste con lo demás
y de sus sombras.../ sobras.
Los indigentes de la gran ciudad de las ideas
al amparo del cartón y de los plásticos
en cualquier baldosa.

No somos más que escoria/miseria;
un almacén de detritos/Frankenstein recompuesto
por el mismo doctor que bajó la palanca
para que los rayos de la tormenta infernal
reinara en el que lo asesinó.
Si no sabes nada y dudas de qué estás hecho
...no tienes ni existe una verdadera demanda del ser.

Lo que nos habita ahora/ por desgracia ya existía...
-lo que vemos empezó lejos de nosotros-.
Ahora el badajo de la campana se descuelga
y el sonido a muerto es lento de cojones
mientras las palomas/alma
alzan el vuelo...

Somos de lo que ignorantes ignoramos 
ignorados... su eco perdiéndose por el horizonte
...un acertijo enhebrado-enrevesado
atravesándonos el cerebro como un cupido fallón.
Por eso... no te creas nada si no lo precisas/ 
ni lo vayas a consumir hasta agotarlo... -así porque sí!-
ni te fijes objetivos en valde/ ni en falso.

-Hacerte es saber elegir- 
y no te mires en el espejo de los resultados/ 
eres lo que tiene que ser.
Uno no es libre hasta que no escapa a la necedad/
necesidad de serlo...





¡Oh desequilibrio…

¡Oh desequilibrio...    xx?
   -delirio del deseo/ deja de mirarme-!      
  Beso/bebo de tu boca 
            la sed que no atajo/tengo ni debo...
            Algún día no responderé.

Hay paraísos que no han sido imaginados/
conquistados, ni pisados
...-dibujados por mente alguna-
a los que me uno, y me siento siervo/esclavo 
en/de su ausencia
                                    por descubrir...

Hay tanta belleza oculta a la que quiero llegar...
-ese romance en el cementerio de las mentiras/
          esa fatiga que nos abruma y libera a la vez-.
         Lo sé por la puta “punzá”/punta del iceberg 
                             por el que transito...-
Como el erizo/lomo de Mobik Dik lleno de arpones... 
tiñendo el océano de rojo
vaciando/bombeando con su viejo corazón
la sangre/furia de la vida 
mezclándose con la sal y el agua del mundo ya ejecutado.

¡Una cosa...!?
¿A dónde van las mariposas cuando desaparecen...?
¿Te imaginas que nos pasara a nosotros igual/lo mismo?
-Tenían/tienen una entrevista 
                  con el Gran Wayomin... en su debut.

No es momento para bromas...
Te estoy hablando de lo que nos perdemos a cada instante
                                  sin saberlo/-borrego-
                          y donde vamos a acabar después...
      llenos hasta los topes de nuestra sabia ignorancia
borrachos/
embarrados en su polvo de arcilla
con las gafas empañadas del vaho del alfarero
/fantasma de lo que somos...

Y siendo verdad/  siento la suposición de volver 
al gran problema 
sin la ausencia de lo anterior...
transformados -por alguna magia especial-
              y empezar como si fuera ayer.
¿Te lo imaginas/ no sería maravilloso...?
Como Peter Pan/Wendy y Campanilla 
en El país del Nunca Jamás que nos apeteciera...

Hay tanta fe/esperanzas, inversiones catastrales 
puesta en ello... -dádivas y prebendas- 
¿Será que el hombre se ve reflejado en la naturaleza
y la copia/acopla a su imagen/gustos... 
verdad?
Para escapar y no someterse al combate.

-¡Oye! que yo sólo quería maquillar-lo maquiavélico/tétrico
    en lo que acostumbras a convertirlo todo cuanto tocas,
                               -con una liviana sonrisa...-

¡Tío!... pues yo sigo pensando en las mariposas/
la ballena/
y el cocodrilo Tic Tac.


P.D.
Vivir a la primera es una ofensa al detalle...