Busca en el reverso…

Busca en el reverso...        xx?
                 sin resistir   
           -qué sé yo-/ por hablar de algo...
            Te mantiene entretenido/erecto
ocupado en la esfera/cuadrilátero del tablero/Rubik.

Esa es la condición del soldado/ patrón, rey y peón.
Hasta que te devuelva de su patria/partida
                    a la levedad de la nada...

Mi única realidad es mentirle a los engaños
 a su vez... 
                             -o eso pensé-.
Les ponía veneno, los retorcía/emborrachaba...
los extraía de/entre mis remordimientos, 
                        -sus entrañas-
pero como rabo de lagartija
para despistarme 
se desprendían/liberaban al poco.

Y esa tensión del universo en sus ojos, 
tiritando
mirando tan fijamente...
-lo bien que me la habían metido-
angustiándome/atosigado
bajo los efectos-desechos del descubrimiento.

La niebla nunca corre y se despeja... -Me dije
         gatea embobada/emboscada/enturbiando/
-confundiéndonos de lugar-.
No era posible que me pudiera despedir
-así como así/ de cada uno de ellos-
sin besar su cráneo, -el de mentira-
caparazón de caracol vacío/
cáscara de nuez... 
con la tierra seca taponando su boca, 
y el dibujo/espiral del devenir...
sin más salida que ninguna.
Pero no era bastante/

-Estoy cansado de llorar para mis adentros
                      por cualquier cosa/tema-
-¡Por Dios... me-a/burro!!

Migajas de cristal que han sido robadas -hoy-
por los pájaros furtivos del bosque/
-sociedad-
las cristalinas/petos del zagal que fui.
Ahora no sé cómo volver...
¿Qué ha quedado/ hay algo de mí en todo esto?
                             
-Ya... 
El dolor que buscas no existe/ -es un bulo-. 
¿Entonces crees que me quejo de vicio?
-No, pero si de nada estamos seguros...
para qué preocuparte por nada?
         Resuelve y encontrarás/ -somos lo que hay que hacer-.


Mi niebla,

Mi niebla, olvido en tus ojos...            xx+
             como abismo dispuesto en aceptarme.
Sentencia emboscado en las ansias de vivirte
  -pétalo de muralla-.

Corona/asedio... laurel 
dispuestos sin fin
en la fatal noche -reiterándose alba-.
Y no amanecido ser el mañana de un único sueño.

Excitación/error, envite, renuncia...
                        no son iguales.
Lluvia, riada, ahogamiento... la carne así se sucede/
seduce...
-nada más que comida para los perros del día a día-
Mientras tú pasas por mi lado de todo esto/
de lo mío 
-ni como tuyo siquiera-
           o te lo hayas imaginado alguna vez...

¿Qué somos hoy...?
Sino dos ancianos declives 
               amontonados en la escombrera.

P.D.
Siempre queremos ir a nuestro rescate
aún sin estar podridos/
-perdidos del todo...-

Llevamos el gen de la pobreza/-desamor/
ruptura/capturados 
parásito chupándonos la sangre sabia
/savia del mismísimo centro del corazón.
Somos la negación
porque nos han enseñado mejor 
a todo eso.../ -¡qué a todo lo demás...-

Aunque veas la luz/ 
seguro que cierras los ojos... -como yo-/
Nuestra educación es por 
y para sufrir
-mientras que todas las palabras escritas
nos inventen/invitan a lo contrario...-

Las escuelas/escusas/la queja y la derrota
son las armas/
el alma del perdedor...
Todos necesitados de una cruz
                  -por este calvario-
donde clavarnos a imagen y semejanza
de lo que siempre hemos visto/vivido.

Somos el hijo/-descendientes-
      del que abandonó el cielo
por el fruto de la mano de ella...
Un engaño más de tantos/tontos.
Apaga/reinicia, 
-pon en orden tu ordenador-
Tú eres el capitán de las hojas de hierba
el dios de ti/ tu creación...!