Paseo…

Paseo...                  xx
y juntando mis manos las separo.
Esbozo en el espacio tu figura;
del silencio, tu ternura;
en el cielo, tu hermoso ser.

Camino y te clavas en mi sed,
tu mirada se hebilla en mi piel
tu respirar, junto al de ayer.

Ando y trazo surcos por la pared,
arrastrando tras de mi los dedos
que arañan y sacan el salitre espumoso
de los bajos fondos de la fe.

Me revuelco rabiando de celos por las aceras,
a las tapas de los desagües de tus desplantes.
Me paro en la penumbra de cada portal,
de ese último viaje, beso sin billete que me das.

Inflando globos de deseos y esperanzas por el aire,
el sol, la luna, las estrellas eclipsados
se olvidan de respirar...

Te busco en el rastro que persigo,
en la locura que me abruma,
en los cristales rotos de mi sien.

Te busco y siempre te buscaré.
Pero hoy quiero olvidarme de ti,
saber si te quise, o no, alguna vez.
Si me perdí y no te encontré.
Si me llegaste a ver...