Abriéndome

Abriéndome de par en par           xx
con una te tácita/ dos ventanales,
introduzco una uña arrancada de cuajo.
-Un escudo/parche de la rama que anhelo...-
La empujo hasta clavarla/
alojarla en la base del corte
con la yema bien tierna
llena de savia.

Me lío con la cinta de plástico
al tronco lechoso
para que agarre bien el injerto.
Noto el hueso duro, descarnado,
pegajoso y, junto a él,
la chapa mutilada de un fina piel
a la que quiero parecerme.

El alimento seguirá pasando
por los mismos conductos/
-...chuparan de las mismas raíces-.
Pero el resultado será otro/
porque su savia será más lista que nunca.
Acabará en un tallo
que espero verlo crecer/volar brioso 
...acaso diferente.